Nueva tecnología mapea el movimiento de algas microscópicas esenciales para la salud de los océanos

Los patrones de movimiento de las algas microscópicas se pueden mapear con mayor detalle que nunca, brindando nuevos conocimientos sobre la salud de los océanos, gracias a la nueva tecnología desarrollada en la Universidad de Exeter.

La nueva plataforma permite a los científicos estudiar los patrones de movimiento de las algas microscópicas con un detalle sin precedentes. Esta idea podría tener implicaciones para comprender y prevenir la proliferación de algas nocivas, y para el desarrollo de biocombustibles de algas, que algún día podrían proporcionar una alternativa a los combustibles fósiles.

Las algas microscópicas desempeñan un papel importante en los ecosistemas oceánicos, forman la base de las redes alimentarias acuáticas y secuestran la mayor parte del carbono del mundo. Por lo tanto, la salud de los océanos depende del mantenimiento de comunidades de algas estables. Existe una preocupación creciente de que los cambios en la composición de los océanos, como la acidificación, puedan interrumpir la proliferación de algas y la formación de comunidades. Muchas especies se mueven y nadan para localizar fuentes de luz o nutrientes, con el fin de maximizar la fotosíntesis.

Se ha publicado una nueva tecnología de microfluidos en eLife, permitirá a los científicos capturar y fotografiar microalgas individuales nadando dentro de pequeñas gotas, por primera vez. El desarrollo en evolución permitió al equipo estudiar cómo las microalgas exploran su microentorno, rastrean y miden sus comportamientos a largo plazo. Lo que es más importante, describieron cómo los individuos se diferencian entre sí y responden a cambios repentinos en la composición de su entorno, como la presencia de luz o ciertas sustancias químicas.

La autora principal, la Dra. Kirsty Wan, del Instituto de Sistemas Vivos de la Universidad de Exeter, dijo: «Esta tecnología significa que ahora podemos examinar y mejorar nuestra comprensión de los comportamientos de natación de cualquier organismo microscópico, en detalle que antes no era posible. Esto ayudará entendemos cómo controlan sus patrones de nado y la posibilidad de Adaptación al cambio climático futuro, y otros desafíos.

READ  La investigación sobre la atención médica rural, regional y remota entrega resultados al gobierno de NSW

En particular, el equipo descubrió que la presencia de interfaces con una fuerte curvatura, en combinación con la natación en espiral microscópica de los organismos, induce el movimiento en espiral macroscópico (siempre en el sentido de las agujas del reloj o en el sentido contrario a las agujas del reloj) que se observa en la trayectoria media de las células.

La tecnología tiene una amplia gama de usos potenciales y podría representar una nueva forma de clasificar y medir no solo la inteligencia ambiental de las células, sino también los patrones complejos de comportamiento en cualquier organismo, incluidos los animales.

El Dr. Wan agregó: «En última instancia, nuestro objetivo es desarrollar modelos predictivos de natación y cultivo de comunidades microbianas y microalgas en cualquier hábitat relevante que conduzcan a una comprensión más profunda del entorno marino actual y futuro. Por lo tanto, conocer el comportamiento detallado que ocurre en el individuo a nivel celular es un primer paso esencial”.

Fuente de la historia:

Materiales Introducción de Universidad de Exeter. Nota: El contenido se puede modificar por estilo y longitud.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.