Perú: La policía arresta al presidente después de que el Congreso votara para destituirlo del poder | noticias del mundo

La policía en Perú arrestó al presidente del país, Pedro Castillo, luego de que el Congreso votara para destituirlo del poder.

En un tuit eliminado desde entonces, la Policía Nacional de Perú dijo que los agentes «interfirieron».

Mostraba a un hombre con una chaqueta azul sentado en un sofá, aparentemente el Sr. Castillo, pero sus ojos estaban oscuros.

El tuit lo llamó «Expresidente Pedro Castillo».

El Congreso votó para destituir al Sr. Castillo y reemplazarlo con la vicepresidenta Dina Poulwart después de que intentara disolver la legislatura, informa Associated Press.

Desde entonces, Boulwart, un abogado de 60 años, prestó juramento como presidente interino. Se convirtió en la primera mujer líder de Perú.

Los parlamentarios votaron 101 a 6, con 10 abstenciones, para destituir al Sr. Castillo de su cargo por «incapacidad moral permanente».

Poco antes de la votación, Castillo dijo que estaba en proceso de formar un nuevo gobierno de emergencia y pidió al próximo grupo de parlamentarios que redacte una nueva constitución.

Durante un discurso televisado, dijo que gobernaría por decreto y ordenaría un toque de queda nocturno a partir del miércoles por la noche.

También discutió los cambios en el liderazgo del poder judicial, la policía y la Corte Constitucional.

imagen:
Políticos celebran tras votación para destituir a Pedro Castillo

En respuesta, el jefe del ejército peruano renunció junto con cuatro ministros, incluidos los encargados de relaciones exteriores y economía.

El Sr. Castillo tomó medidas cuando sus oponentes en el Congreso avanzaron hacia un tercer intento de destituirlo de su cargo.

La Defensoría del Pueblo, una institución gubernamental independiente, dijo antes de la votación del Congreso que el Sr. Castillo debería renunciar y presentarse ante las autoridades judiciales.

READ  El Parlamento de la UE vota en contra de su objeción a la designación "sostenible" de la división nuclear y de gas

Castillo, el campesino convertido en jefe, ha negado las acusaciones de corrupción en su contra, diciendo que se basan en «declaraciones de oídas de personas que, buscando mitigar sus sentencias por supuestos delitos abusando de mi confianza, intentan involucrarme sin evidencia.»

Los fiscales federales están investigando seis casos en su contra, la mayoría por presunta corrupción.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.